miércoles, 16 de enero de 2019

Saludos, amigos de la «bloggósfera»


 Mi alejamiento de este mundo virtual tuvo un motivo el cual me sacó las ganas de escribir. Había firmado un contrato para publicar un libro. Una antología de cuentos. Es difícil encontrar una editorial que apueste a tu obra sin que te pida dinero. Muchas aclaran que no hacen autopublicaciones, que no hacen co-edición, que quieren publicar tu libro, pero o bien tenés que pagar antes una suma bastante alta o te hacen comprar un mínimo de 100 ejemplares para que vendas en las presentaciones. Eso para mí es autopublicación. Impulsar mis escritos con dinero propio no está en mis planes. Antes prefiero seguir subiendo mis historias en el blog. Pero la editorial que se jugaba de lleno a mis escritos llegó, sin pedirme un peso. Sin trampas ni falsas promesas de por medio, firmé un contrato, que hasta me di el lujo de reescribir y modificar. Estaba feliz. Eso me llevó a sacar todos mis cuentos de la web. Por eso desaparecí de acá. Pero no llegué a nada.
Cuando me hablaban de elegir una de las posibles portadas que estaban realizando distintos ilustradores, me entero que la editorial quebró. Cerró y me dio por cancelado el contrato.
No me deprimí. No tengo esa capacidad autodestructiva, pero me sacó las ganas de escribir. Hasta el momento no escribí nada más. Para colmo, al día de hoy, me siguen llegando mails de editoriales interesadas en publicar mi trabajo, pero todas quieren que ponga guita (la última, hace unas semanas, fue la Editorial Bärenhaus, que me ofrecía un paquete de casi 800 dólares).
Desde 2011 vengo probando en concursos de novela una historia que escribí junto a dos amigos, uno de España y otro de México. Jamás ganamos ninguno… hasta ahora.
Sí, nuestra novela ganó el «I PREMIO DE NOVELA TINTA DE ESCRITORES» 2018 de España.
Lo que me lleva a aparecer a contarles esto es que hace poco una lectora de este blog (ni amiga personal ni pariente ni nada), una lectora que leía mis entradas aun cuando no le gusta el género que hago, me escribió un mensaje a mi Facebook preguntando por mis escritos. Quería volver a leer algo de mi autoría. Me sentí muy halagado. Es decir, que alguien que no suela leer historias de terror quiera leer tus relatos de horror es algo fantástico. Entonces, me dije: «Quizá haya alguien más que se pregunte por mis cuentos».
En fin, si todo sigue en marcha, la idea del concurso de novela es publicar la obra ganadora, y de publicarse estará disponible en España, en México y en Argentina.
Voy a avisarles.
Para mi obra en solitario habrá que esperar.
Saludos y gracias a todos los Fieles Lectores.

18 comentarios:

  1. Gusto leerte!!!

    Si es que tú vales mucho, nene ;)

    Bien sabes que hay mucha gente interesada en leer
    lo que escribes, así que sí, avisa.

    Beso.

    ResponderEliminar
  2. Grande, Raúl. Como siempre, un placer leerte.
    Yo ando igual desde hace unos años, con proyectos pero sin ganas ni ideas para poder desarrollarlos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vos tenés que pulir ese policial que me diste para leer. Es una historia genial y digna de estar en papel. Leí cosas publicadas que no le llegan ni a los talones a tu novela.
      Abrazo, Robe.

      Eliminar
  3. Como ya te comenté por privado en el Facebook, enhorabuena por ese primer premio en el concurso.
    Como lectora empedernida suelo elegir lecturas sobre temas que me gustan, pero eso no es impedimento para saber apreciar la buena escritura, aunque sea con un género que no me atraiga, como es el caso del terror. Leer algo bien escrito, sea del género que sea, siempre es de agradecer.
    Espero que esa desgana para escribir se acabe y nos regales nuevos relatos, o por el blog, o a través de una editorial (a ser posible una editorial que no te extraiga toda la sangre como un vampiro).
    Enhorabuena de nuevo y estoy deseando que nos digas que la novela ya está disponible.
    Un abrazo.
    P.D. Si hay presentación en Madrid, avísame que no me la quiero perder y, ya de paso, convence a la editorial de que te pague el pasaje hasta España para poder estar tú también con el co-autor español ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sos la responsable de que haya hecho esta entrada. Yo también espero que se me pase el desgano. Al menos ya me vienen ideas de cosas para escribir. Eso es algo.
      Y obvio que te aviso, y ¡ojalá me pagaran el pasaje para estar en esa presentación!
      Saludos.

      Eliminar
  4. Lamento mucho todo lo que te pasó y me alegra que no te hayas deprimido, no vale la pena, aunque es mucha la energía y las expectativas puestas en algo que se derrumba.
    ¡Pero por fin llegó una buena noticia: no hay mal que dure cien años! Yo no tengo Facebook así que avisanos en tu blog, parece que Google+ tiene pocos meses de vida.
    Felicitaciones y abrazos, Raúl.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. NO sabía lo de Google+. ¡Mandame un mail, Mirella!
      freddykingfiles@hotmail.com

      Eliminar
  5. Pues, muchísimas felicidades, Raúl. Yo soy de las que no buscaba este tipo de lecturas, pero lo tuyo me gustaba, así que me alegro bastante de tu éxito.
    (Yo también llevo un tiempo retirada del cálamo inspirador, espero me vuelvan las ganas)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es difícil estar activo, pero siempre es bueno saber que están ahí. Gracias por comentar.
      Saludos.

      Eliminar
  6. Vaya Raúl, entiendo esa decepción y la desgana que se añadió a escribir.
    Muchos ánimos y esperando verte pronto con los relatos que tal y como comenta Paloma aunque no sea un género de los que más me gustan se reconoce cuando un relato está bien escrito y se dice, claro que sí.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias, Conxita. Trataré de ponerme al día de alguna manera.
      Saludos.

      Eliminar
  7. Sabés que me alegra mucho que la posibilidad de ver en papel «Opopónaco» esté cada vez más cerca. Y no me extraña para nada ese primer premio: la novela es genial.

    Un abrazo grande, Maestro, y que vuelva pronto esa inspiración.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  8. Te felicito de nuevo, Raúl. Me hiciste llegar esta novela, ¿recuerdas? Desde aquí te mando un guiño cómplice ;-), además de todo el ánimo que te hace falta para seguir aquí en el candelero.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que me acuerdo. Fuiste muy sincera y eso se agradece. No hay que leer las cosas por obligación y vos fuiste fiel a tus gustos.
      Gracias por comentar siempre en mi blog.
      Saludos.

      Eliminar
  9. Yo también era uno de esos que se preguntaba: "A dónde habrá ido a parar Raúl? Habrá sido asesinado de la forma más inhumana posible, tal como alguno de sus desdichados personajes?" Pero veo que, con este premio que recibiste, estás lejos de estar muerto (literariamente hablando). A ver si te da un empujón y vuelves a las pistas del mundo blogger.
    Te dejo un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Julio, me alegra verte por acá. Gracias por tu comentario.
      Otro abrazo para vos.

      Eliminar